ActualidadArte Urbano

Luis Poveda, vecino del Oeste, recuerda cómo era el Barrio en los años 50

Plaza del Oeste
Plaza del Oeste

Luis pasaba los días enteros en aquella Plaza del Oeste sin tráfico y sin fuente, jugando a las bolas, las chapas o la peonza. Recuerda cuando juntaban maderas por todo el Barrio para hacer la tradicional hoguera de San Juan en la Plaza. Aquella Plaza del Oeste de tierra en la que pasó su infancia hasta que marchara a estudiar a Madrid.

Luis Poveda Miranda tiene ahora 72 años. Su madre era conocida en el Barrio como Juanita la carnicera, y regentaba- en los años 50- junto a su marido la carnicería que después se conociera como Franco, situada en el actual Edificio Mirador, pero en la parte que hoy ocupa la obra DiásporaCuando las clientas compraban la carne- nos cuenta Luis- no pagaban, sino que se apuntaba en un libreta lo que debían, de manera que cuando tenían dinero al cabo de un tiempo, saldaban su deuda. Era la vida del Barrio, en la que todos se conocían y fiaban unos de otros.

Por aquel entonces el local de al lado lo ocupaba el Bar El Retiro, al frente del cual estaba Sandoval. También recuerda la frutería del señor Rafael, o la escuela de párvulos de la calle Granero, a la que había que llevar su propia ´tajuela´ para sentarse y en la que había dos profesoras, Carmen y Dora. O la churrrería del tío Sebastián y la carpintería de Germán.

Negocios y vidas que han construido el Barrio y que ya forman parte de esta historia nuestra, la del Oeste.

El edificio Mirador será derribado próximamente. Por eso, desde ZOES, queremos compartir con vosotros algunos de los recuerdos que han marcado su presencia en el Barrio del Oeste.

 

Etiquetas
Mostrar más

Publicaciones relacionadas

4 comentarios

  1. Muy interesante esta pagina de historia del barrio. Me gustaria saber a que numero de la calle Granero se situaba la escuela de parvulos.

  2. Yo he vivido en el Barrio del Oeste desde el año 1966 que nací asta 1985 que me marche a vivir a Huesca pero siempre lo llevo en mi corazón vivía al lado de la frutería delante de la puerta de mi casa todos los domingos ponían el rastro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba

El rollo legal de las cookies.

La Ley 34/2002 nos obliga a avisarnos de que usamos cookies propias y de terceros con objetivos estadísticos y de sesión. Tenemos unas políticas de cookies y de privacidad majisimas y bla bla bla. Puedes leer más sobre el tema en el enlace que aparece justo debajo de este texto, o bien aceptar las cookies como hace todo el mundo y continuar navegando tranquilamente.
Y tranquil @ este blog es más seguro que el Área 51 vigilado por Chuck Norris.

Privacy Settings saved!
Configuracion de Privacidad

Cuando visite cualquier sitio web, puede recuperar o recuperar información en su navegador, principalmente en forma de cookies. Controle sus Servicios de cookies personales aquí.

Estas cookies son necesarias para el buen funcionamiento del sitio

Para utilizar este sitio web utilizamos cookies técnicamente requeridas

Rechazar todos los servicios
Acepto todos los servicios
Cerrar
Cerrar
A %d blogueros les gusta esto: